Historia

José Ranz, nacio en Salsipuedes, su pasión por las armas blancas se mostró desde muy chico, fabricando cuchillos, espadas, flechas y lanzas para sus amigos en su pueblo de Córdoba.

A los 11 años conoceria al maestro que le enseñaría el camino del acero, ”Don Galarza“, luego, con los años, otros grandes lo ayudarian a dominar el arte de darle vida al acero, “Don Soto Polo” y “Don Pedano”. Desde aquellos años su vida se ligó a este mitico material, a la fragua y a las herramientas para hacer del acero un compañero del hombre.

Desde su pueblo y en medio de tantos grandes artesanos argentinos ha alcanzado renombre gracias al cuchillo militar que nació por pedido de un soldado que salía a cumplir una misión con los cascos azules y pidió un cuchillo del que pudiera depender su vida. Ese cuchillo luego se volvió famoso entre las fuerzas del país donde aquel militar se desempeñó.Varios militares luego lo alentaron a desarrollar lo que tiempo después fue la daga homologada por el Ejercito Argentino para sus tropas de paracaidistas, arma que paso las mas duras pruebas de homologación que se puedan imaginar. 

Sus trabajos se caracterizan por su robustez y su belleza, sus materiales y la dedicación a los detalles, como por ejemplo, sus grabados, los cuales han logrado un reconocimiento a nivel mundial por sus terminaciones y diseños. De las experiencias adquiridas ha logrado hacer de los filos su pasión y parte de su vida, y según sus palabras deja en cada cuchillo un pedacito de su alma que luego vuelve con cada cliente satisfecho.

Jose-Ranz

Misión

Lograr la satisfaccion propia que da ver al cliente recibir ese trabajo que tanto deseo y anhelo,y mejor aun oir que cumplio con todas sus espectativas!